Sobre el concepto de regresión

10.02.2019

CONCEPTO DE REGRESIÓN


Meterse con Freud es una cosa muy difícil; Freud es un gran autor, que ha escrito miles y miles de páginas altamente eficaces, en tanto la escritura de Freud no sólo alcanzó la materialidad por ser escritura sino que esta escritura luego se materializó socialmente. Quiere decir que meterse con Freud es meterse con un modo particular de procesar la historia de los hombres, y no sólo procesar la historia de los hombres sino intentar responderse acerca de los orígenes de esta humanidad, como es que termina el capítulo de La regresión -a mí siempre me gusta empezar por el final-, donde Freud dice que este mecanismo de regresión, este concepto de regresión dentro del campo del cuerpo teórico psicoanalítico, da la posibilidad al psicoanálisis de producir una nueva historia del hombre. Por la sencilla razón -dice Freud-que lo que regresa en el hombre no sólo regresa a situaciones pretéritas del individuo que regresa, sino que regresa a situaciones pretéritas de la humanidad. Si de la regresión se tratara -que ya vamos a ver que no se trata de la regresión-, y esto Freud-su efecto lo vemos no sólo en los sueños sino en nuestros pacientes neuróticos, la regresión entonces no es un mecanismo del sueño sino que es un mecanismo psíquico, que utiliza el sueño y utiliza otro montón de funciones psíquicas: el recuerdo consciente, la reflexión y también la alucinación.


Freud da -en este capítulo-por terminadas las objeciones. En el capítulo anterior, en El olvido de los sueños, plantea la materia prima. Todo el capítulo está lleno de riquísimas observaciones, pero es todo un capítulo escrito para decir que el texto manifiesto del sueño es un texto sagrado. ¿Y por qué ha de ser sagrado justamente el texto manifiesto, que como nosotros sabemos no corresponde a ninguna verdad porque después de las asociaciones libres del sujeto soñante el sueño manifiesto se transforma en las ideas latentes y las ideas latentes, al ser interpretadas, se transforman en el deseo inconsciente? ¿Por qué habría de ser, precisamente, el texto manifiesto lo sagrado, y no lo sagrado el deseo inconsciente, productor del texto manifiesto? Texto manifiesto es el texto sagrado porque es un concepto teórico, es la materia prima impuesta teóricamente por Freud para comenzar el desarrollo teórico de la obra que estamos estudiando. No es el sueño vivido nuestra materia prima. No es el sueño soñado. No es la vida vivida del paciente que vamos a investigar sino que es el sueño contado, el relato del sueño, el decir, el sueño manifiesto, el relato de la vida vivida. Sabiendo de antemano que el hombre tiene hiancias, vacíos, divisiones de la personalidad, continentes negros para la mujer, pero realmente tiene una única imposibilidad: hacer coincidir lo que dice con lo que vive. Bajo esta imposibilidad se puede también fundar toda la filosofía psicoanalítica. 




Del libro Freud y Lacan - hablados - 1 de Miguel Oscar Menassa Chamli. Editorial Grupo Cero.